symbol

El futuro de la agricultura y la agrotecnología

 

milk-154515_1280

La exhibición Agritech 2015 se realizo durante el mes de abril, fue sin duda una ventana para el futuro de la agricultura y la agrotecnología. La muestra del sector lechero fue una de las más destacadas. Con tan solo 834 fincas dedicadas a este objetivo, se producen aproximadamente 12000 kilogramos de leche por vaca anualmente, siendo quizás una de las ecuaciones de mayor productividad a nivel mundial.

Los empresarios de la leche deben recurrir a tecnología de punta y ser muy buenos en lo que hacen. Una de las tendencias a nivel mundial es la administración inteligente de fincas, haciendo uso de diversos dispositivos que tiene la capacidad de estar interconectados. Gracias a que se implementan tecnologías se puede conocer con exactitud de cada vaca: como se mueve, cuanta comida ha consumido, cuanta leche produce, si se encuentra enferma, si esta en celo y como se encuentra su estado de ánimo.

Todas estas herramientas pueden llevar a que una finca lechera alcance puntos óptimos de rentabilidad. Por ejemplo, Afimilk, una compañía fundada en un Kibutz y que actualmente se viene posicionando en Francia, ha creado un laboratorio que se monta en las salas de ordeño, con ello se analiza la composición de la leche de manera veloz, para luego identificar calidad y especificaciones del producto que estarían directamente relacionadas al estado de salud de la vaca, entre otras.

La prevención y detección temprana de temas sanitarios es fundamental. En la medida que se reduce el uso de antibióticos, se pueden garantizar producciones más limpias y mas rentables.

Afilab, que es como se llaman los laboratorios de análisis, logran distribuir la leche de cada vaca entre diferentes tanques según las necesidades. Por ejemplo,  si se trata de una producción rica en proteínas, sera usada para la producción de quesos.

Por otro lado, la genética ha jugado un rol muy importante en esta industria. La compañía XMatch inventó una aplicación que ayuda a los ganaderos elegir el toro adecuado para cada vaca. Previniendo la endogamia, se conserva el pedigrí respetando la genealogía de hasta seis generaciones.

Seguidamente, para dar una constante renovación a esta industria, el Estado invierte en diversas empresas jóvenes con capitales de riesgo que termina por generar retornos a la inversión en los mejores casos, o estimular el aprendizaje. Por ejemplo, la Startup Mi-robot, viene desarrollando un solución para el ordeño, dado que en varios países es difícil encontrar personas calificadas para la ejecución de este oficio; ya se están preparando pilotos para que esta nueva tecnología ingrese al mercado mundial y logre automatizar de una manera efectiva este aspecto clave de la ganadería.

La industria lechera israelí a logrado un balance exitoso al integrar las unidades de producción, la tecnología y la ingeniería, el operador y la finca para hablar de una producción industrializada de calidad. Producir más leche con menos vacas, mejora el desempeño de la economía nacional y se hace frente a muchos de los impactos ecológicos de esta actividad.

También se destaca como el clima organizacional informal y flexible de la finca israelí, permite al empresario pensar de manera asociativa y cooperativa, opteniendo mayores beneficios y facilitando la modernización de la finca. El conocimiento y experticia rinden sus frutos en el futuro, así las soluciones israelíes llegan a diversos rincones del mundo, con su tecnología y conocimiento se inspira a las fincas de hoy.

* El artículo es inspiración de Pascale Le Cann para el diario L’éleveur Laitier. Conoce su publicación aquí.


Ayúdanos a compartir esta información!

Síguenos en Facebook y Twitter